15

Cómo decorar una terraza: antes y después

26/06/2015

como decorar una terraza 00

Parece que después de unos lluviosos y extraños días de primavera, por fin ha llegado el calor y el verano a nuestras casas.

Así que para los que tenéis terraza, es el momento de ponerlas a punto para disfrutar de ellas en estas calurosas noches.

Hoy quiero compartir con vosotros el antes y después que he hecho en la terraza de mi casa, por si os puede servir de inspiración a la hora de decorar y transformar la vuestra, en una un poquito más agradable y acogedora.

Primero os pongo en antecedentes: vivo en una casa de alquiler con una terraza grande y suelo de baldosa cerámica, en la que sólo tenía una mesa y cuatro sillas muy destartaladas. Durante el invierno todo perfecto, porque ninguno salíamos allí. Pero en cuanto salieron los primeros rayos de sol, quisimos decorarla un poco, para que resultara habitable y cómoda para nosotros y el peque de la casa, pero sin que resultara muy costoso.

Después de mucho mirar, decidimos elegir la mayoría del mobiliario y las celosías en Leroy Merlín, ya que el precio que tienen es imbatible y además últimamente están apostando mucho por la decoración y el diseño, por lo que puedes encontrar cosas muy bonitas.

De esta forma, creamos dos zonas, una zona para comer, aprovechando la mesa que ya tenía, y con unas sillas nuevas sencillas y cómodas que fueran al tono de la mesa existente.  Me encantan los comedores de madera, pero creo que requieren mucho más tratamiento de exterior, por lo que nos decidimos por éstas sillas metálicas con tela en el asiento y el respaldo.

Para dar sombra en nuestro comedor de verano, y como queríamos escoger elementos que pudiéramos transportar de un sitio a otro, colocamos una sombrilla móvil en lugar de un toldo. Al final nos hace la misma función, y es más cómodo de mover.

Y después una segunda zona de relax, en la que pusimos una celosía de madera para dar un poquito de intimidad y crear un rincón más sombrío y acogedor. Es en esta zona donde hemos colocado las jardineras también de madera con las plantas y los jazmines, los cuales, con un poquito de suerte, crecerán y treparán por nuestra celosía.

Para esta elección no lo tuve nada fácil. Al ser un piso de alquiler, tenía que colocar algo que no supusiera quitar la barandilla o tener que taladrar el peto de la terraza. Así que los chicos de Leroy Merlín me aconsejaron esta celosía de pino, que podía meterla entre el peto y la barandilla, fijarla con bridas en lugar de atornillar, y cortar fácilmente para empalmar unas con otras. Aquí tengo que agradecer la ayuda de mi santo padre, que desde que se ha jubilado ya me ha empapelado la habitación de Martín, me ha arreglado media casa, y encima ahora me ha montado la terraza entera. ¡Gracias papá! 😉

Para completar esta zona de descanso, unas tumbonas de la misma tienda, aunque en esta ocasión sí que las elegimos con colchoneta, para que fueran más cómodas. Aunque respetando el color y el material de las patas, para que fuera todo un poco a conjunto.

Y por último, contaros una última cosa. Nunca digáis “de esta agua no beberé”… ¿Por qué digo esto? Porque siempre dije que odiaba el césped artificial, y que nunca lo pondría en una casa de ninguno de mis clientes. Nunca. ¿Nunca? Pues cuando veáis las fotos, mirad al suelo, y veréis que me he tenido que comer mis propias palabras. El caso es que el suelo que teníamos era una baldosa que se calentaba muchísimo con el sol, y para Martín, que aún no arranca a andar, se quemaba y se ponía las rodillas muy sucias… Así que decidimos comprar también en Leroy Merlín un césped artificial para toda la terraza.

Creo que el resultado es bastante decente, y más para estar hecho por nosotros, ¿no creéis? ¡Y lo mejor es que al peque le encanta! Ahora pasamos muchos ratitos por la tarde sentados a la sombra y jugando juntos.

¡Mirad cómo era antes mi terraza!

terraza antes

 

¡Y así es ahora! Vaya cambio, ¿verdad?

terraza después

 

¿Qué os parece? ¿Os animáis también vosotros a dar un cambio de look a vuestro balcón o terraza?

Con muy poquitas cosas, pero con una gran dosis de buen gusto e ilusión, podrás conseguir un resultado tan sorprendente como este.

como decorar una terraza 01 como decorar una terraza 02 como decorar una terraza 03 como decorar una terraza 04 como decorar una terraza 05 como decorar una terraza 06 como decorar una terraza 07 como decorar una terraza 08 como decorar una terraza 09 como decorar una terraza 10 como decorar una terraza 11 como decorar una terraza 12 como decorar una terraza 13 como decorar una terraza 14

 

*Post en colaboración con Leroy Merlín

15 pensamientos en “Cómo decorar una terraza: antes y después

    1. El Taller de las Cosas Bonitas Autor

      Lo sé!! Tienen cosas que están fenomenal, ya me dirás qué tal está…
      Pues lo del césped, por ahora muy bien, la verdad que es mucho más agradable que la baldosa que tenía antes, sobre todo teniendo en cuenta el calorazo de aquí en Madrid… Ya te diré más adelante si sigo pensando igual…

      Un beso!

      Responder
  1. Noelia - Golosi

    Increíble el cambio, menudo gusto!
    Yo tampoco era muy fan del césped artificial, pero tengo amigas que lo han puesto en sus terrazas y queda realmente bien.
    Un besazo y a disfrutar de terraza 😉

    Responder
  2. Petite Blasa

    Yo tampoco soy nada fan del césped artificial, pero la verdad es que el conjunto os ha quedado espectacular, ¡no parece la misma terraza! Seguro que ahora la disfrutaréis mucho más que antes 🙂

    Responder
  3. m&company style

    Qué cambio y qué bonita! Así da gusto utilizar las terrazas…las mías están infrautilizadas, pero sobre todo por lo sucias que son!
    Tomo nota de las celosías y el césped artificial…no es tan malo, jejeje!
    bss

    Responder
  4. Elisa

    Que pasada el cambio que ha dado!!! Esa terraza es envidiable, me estoy imaginando desayunar ahí…que maravilla 😉
    Besotes

    Responder
  5. EvaLuna

    Hola, me ha gustado mucho cómo has decorado la terraza. Nosotros tenemos una enorme, pero no se puede ni siquiera dejar una mesa fija allí, porque el día que menos lo esperas sopla un cierzo infernal en Zaragoza y todo vuela por los aires.
    Así que al final no disfrutamos apenas de la terraza porque da mucha pereza ir sacando y guardando todos los trastes (sillas, mesas, hamacas, sombrilla…). Viví en un apartamento con una terraza preciosa en Lisboa y cuando llegó el momento de comprar casa, quería tener una, quería reproducir aquellas tardes de cervecitas al atardecer. Pero aquí en Zaragoza el esfuerzo de luchar contra el cierzo me ha podido.
    Aunque ahora veo tu terraza y me entran ganas de seguir intentándolo.
    Gracias y enhorabuena.
    Eva

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *