9

Qué hacer 3 días en Dublín con amigos

22/03/2017

De vez en cuando todos necesitamos desconectar y escapar de nuestras rutinas, para respirar hondo, coger fuerzas y retomar nuestro día a día.

Así que eso mismo es lo que hicimos un grupo de amigas hace una semanita escasa, dejando a nuestras respectivas familias en Madrid y escapándonos a Dublín durante 3 días.

Las que me seguís por Instagram ya sabéis quiénes fueron mis compañeras de viaje (Clara, María y Cristina), y que íbamos a visitar a una amiga nuestra que lleva viviendo en la capital Irlandesa desde hace 8 meses (Mariu). Todas ellas son muy activas y conocidas en redes sociales, así que siguiéndolas a ellas también os habréis hecho una idea del viaje tan bonito y fotogénico que hicimos. Sólo nos faltó para ser perfecto que Celia y Teresa, el resto de integrantes de Kiva Magazine, nos hubieran podido acompañar. ¡Os echamos de menos chicas!

Irlanda es un país pequeñito y yo ya lo había visitado en otra ocasión anterior, así que esta vez me dejé llevar y fui sin prisas, disfrutando del paisaje, de la vida allí y de la compañía.

Por eso hoy quiero compartir con vosotros algunos tips para no perderse si viajas a Dublín con amigos. Algo fácil, para no estresarse y llevarse un buen sabor de boca.

 

1. DESCUBRIR A PIE EL CENTRO DE LA CIUDAD

La capital de la isla esmeralda es bastante cómoda para ir andando y callejear los rincones más típicos, así que lo mejor es hacerse con un mapa y descubrir el Castillo de Dublín, Temple Bar, la estatua de Molly Malone, el Banco de Irlanda (antiguo Parlamento), la proto-catedral de Santa María (que es la única católica de Dublín) y el Trinity College, la primera universidad protestante de Irlanda, construida en el año 1500 y sólo apta para hombres hasta 1904.

Además, en el Trinity College, y aunque nosotras no pudimos hacerlo, merece la pena visitar el aula magna, la capilla o la famosa Biblioteca antigua.

Otros puntos de interés para recorrer son la calle O´Connell, principal arteria de la ciudad con un montón de estatuas de irlandeses ilustres o el puente Ha’Penny, un arco de metal que une el Liffey con Temple Bar, la zona típica y turística de pubs por excelencia.

Y si sois de los que os gusta que os lleven y os guíen, recordad que en Dublín, al igual que en muchas otras capitales europeas, existen distintas alternativas freetour en la que contratas una visita guiada por los puntos más importantes de la ciudad y pagas al terminar la excursión con la voluntad. ¡Y encima en español!

Os dejo el link de la que contratamos nosotras, perfecto para no perderse nada. 😉

 

2. ESCUCHAR MÚSICA IRLANDESA Y TOMARSE UNA GUINNESS

Y quien dice Guinness dice cualquier otro tipo de cerveza.

Pero está claro que si por algo se caracterizan los irlandeses es por su música y por su gusto por la cerveza. Así que, nada mejor que mimetizarse con ellos y hacer lo mismo.

La música la encontrarás tanto en la calle como en multitud de bares, aunque no siempre lo indique. Y eso es lo mejor, que de repente entras en un bar perdido de la ciudad y te encuentras a un grupo de amigos sesentañeros tocando la guitarra y la gaita y poniéndote los pelos de punta. ¡Eso es Irlanda! No en vano son y han sido cuna de grandes músicos, ¿verdad?

Y si queréis ir a la parte más turística y con más ambiente nocturno, sin duda no os podéis perder Temple Bar, con un montón de pubs y restaurantes donde pasar la tarde y no tener prisa.

 

3. VISITAR LA CAMPIÑA IRLANDESA

Pero Irlanda no es sólo Dublín. De hecho se llama la isla esmeralda por la variedad de verdes que se encuentran entre sus paisajes. Y para ello hay que escaparse fuera de la capital y descubrir algunos de los condados más famosos de los alrededores.

Si vais muchos días os recomendaría ir hasta los Cliffs of Moher, en Galway, pero hasta allí hay unas tres horas en coche o autobús; por lo que para una excursión de un día es perfecto ir al condado de Wicklow y visitar el Parque Natural de Glendalough, a tan sólo una hora de Dublín.

Nosotros contratamos la excursión con Irlanda en Español, y así no nos teníamos que preocupar nosotras de ir en coche. Porque os recuerdo que en Irlanda ¡se conduce por la izquierda!

Este condado es conocido como el jardín de Irlanda por el hermoso colorido que produce la vegetación que cubre sus montañas y allí se han rodado famosas películas como Braveheart o algunas escenas de Juego de Tronos.

Allí se puede visitar el valle de Glendalough con el monasterio celta del siglo XVI fundado por San Kevin, un paseo por los senderos del parque disfrutando de las cascadas y los lagos de la época glacial, o la mansión neoclásica de Powerscourt con sus fantásticos jardines italianos.

Para unas locas de la fotografía como nosotras, os podréis imaginar lo que disfrutamos con ese “telón de fondo”, ¿verdad? Cualquier vista era susceptible de ser fotografiada y como muestra, un botón.

Fotos de Mariu (Gelatina de Plata)

 

4. COMPRAR UN RECUERDO DE ALGUNA TIENDA CON ENCANTO

Tanto para días de lluvia como para los amantes de las compras, nunca viene mal conocer alguna tienda bonita y así poderse llevar algún recuerdo de Dublín.

La zona de Grafton Street es típica por ser la más conocida en cuestión de tiendas y centros comerciales. Pero tampoco hay que perderse algunos sitios más pintorescos, como Powerscourt TownHouse Centre o St George’s Arcade.

En ellas podrás encontrar tiendas y puestos pequeñitos de artesanía, decoración o flores muy bonitos, en los que hacer alguna compra o simplemente alguna foto.  🙂

 

5. HACERSE UNA FOTO CON LAS PUERTAS DE COLORES

Y por supuesto, ¿quién visita Dublín y no se hace una foto con sus famosas puertas de colores?

Pues nosotras no podíamos ser menos. Pero ni una, ni dos, ni tres… ¡sino cientos! Creo que si llegamos a contar los disparos que hicimos entre las cinco superarían ese número con creces.

La mejor zona para hacerlo son las calles de alrededor de Merrion Square, ya que sus casas no tienen el patio de acceso restringido, por lo que puedes subir hasta la puerta con libertad total y hacerte la famosa foto.

 

¡Y esa es mi pequeña selección de consejos!

Síguelos y te llevarás una visión general y muy divertida de Dublín y sus alrededores.

Y ahora os dejo con el resto de fotos que hicimos y con el vídeo resumen que hizo mi amiga María, autora del blog Una mamá motera, y que resume muy bien nuestro viaje de 3 días en Dublín con amigos.

¡¡Espero que os gusten!!

Foto de Mariu (Gelatina de Plata)


¡¡Espero vuestros comentarios!!

Muchas gracias, Mónica.

9 pensamientos en “Qué hacer 3 días en Dublín con amigos

  1. Merche

    Mónica!!..fantástico post.
    Hace 10 años tuve la oportunidad de vivir allí durante unas semanas. Leerte me ha hecho emocionarme y recordar a gente y experiencias que dejaron huella. Gracias

    Responder
  2. Elisa

    Que bonito post Mónica, me ha encantado Dublin a través de vuestro objetivo. Me dan ganas de ir sobretodo me da envidia esa escapada de chicas… Las fotos geniales pero el video es guay, tengo ganas de hacer algún video Pq al final tienes un montón y si no los juntas luego nunca los ves.. Como lo haces, es fácil??? Cuando vienes x la tierra?? ❤️

    Responder
  3. Silvia MV

    Hola! Te puedo preguntar dónde os alojasteis? Voy en breve y estoy buscando alojamiento! Gracias

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *